Tag Archives: cities smart

Los beneficios de una ciudad inteligente y la necesidad de un modelo de negocio

11 Nov

En el blog que Forrester dedica a los profesionales de la tecnología, unos días atrás la Ph.D. Jennifer Belissent dedicaba un post a la ciudad inteligente de Santander y de su análisis se podría destacar dos ideas.

En primer lugar, que con la Smart City de Santander quedan demostrados los beneficios de la implementación del Internet of Things en iniciativas de diversa índole al servicio de los ciudadanos.

En segundo lugar, la necesidad de realizar proyectos pensando en cual es el modelo de negocio que hay detrás, pues será éste el que permitirá que sea sostenible una vez finalizada la etapa inicial.

santandersmart

La ciudad de Santander se ha dotado de sensores que han mejorado la movilidad urbana, la gestión del agua en cuanto al riego (con una futura ampliación a hogares y edificios), la recogida de basura es más inteligente (los contenedores solo se recogen cuando es necesario) y se ha mejorado la eficiencia energética (con sensores de iluminación en la calle).

Además los ciudadanos pueden acceder a toda la información en Smart Santander map y en la aplicación de Realidad Aumentada SmartSantanderRa.

Lo que Belissent se pregunta es quién será el responsable de pagar los costes y el mantenimiento de la infraestructura una vez finalizada la actuación de la Unión Europea. ¿Existe un modelo de negocio?

Es necesario que las ciudades sean muy realistas respecto cuales son sus necesidades y qué iniciativas pueden sostener a largo plazo. Por ello, solo deberán elegirse los proyectos más relevantes y significativos para cada ciudad, aun teniendo que abandonar algunas iniciativas interesantes.

Puedes leer el artículo entero de J. Belissent aquí.

Anuncios

Smash Tech: hablando de Internet of Things y Smart Cities

5 Nov

La edición de este año de Smash Tech Barcelona fue dedicada a las Smart Cities y al Internet of Things. En una jornada de ponencias con contenido muy práctico, se habló del presente y futuro del Internet de las Cosas, así como sus antecedentes y razón de ser.

¿El objetivo final? La mejora de la eficiencia en la gestión de los recursos (humanos, energéticos y materiales) y de la calidad de vida de los ciudadanos.

smash tech

El Internet of Things es un paso más allá en la digitalización de los medios tradicionales. Con la irrupción de los dispositivos móviles y su conexión a Internet ha cambiado la manera de comunicarse y de realizar transacciones de todo tipo.

Desde la empresa Cisco, Donald De Witte presentó diferentes casos prácticos de la implementación de herramientas propias de Smart City en diferentes sectores. Trató la cuestión del teletrabajo, largamente instaurado en su empresa y cuyo pilar es la tecnología: gestión de horarios, coordinación del trabajo, videoconferencias y contacto directo constante. El resultado: optimización de los recursos y consecución de mejores resultados.

La clave aquí es conseguir una conexión total, desde los objetos conectados a la red al acceso de los ciudadanos de los datos obtenidos, e influir así en el proceso de toma de decisiones. Para poner un ejemplo más de los nombrados por De Witte, en cuanto a los datos de consumo en suministros una red inteligente conectada a Internet daría información a empresas y consumidores, empoderando así a todos los actores implicados.

smashtech digitalsignage

¿Qué relación hay entre Internet of Things y Digital Signage? Para David López de la compañía Admira, la señalización digital exterior es un paso previo al Internet de la Cosas. El Digital Signage permite reproducir contenidos (informativos, publicitarios, de entretenimiento…) de forma remota en cualquier pantalla.

Internet of Things significa poder conectar cualquier elemento urbano a Internet, que emita contenido a la vez que pueda generar interactividad con el usuario. Algunos ejemplos: marquesinas de autobús con información de trayecto, papeleras, taxis conectados equipados con tablets e Internet que ofrecen información geolocalizada o las cada vez más famosas Google Glasses.

No descuidar la master class sobre tecnología contactless que tuvo lugar de buena mañana en el Smash Tech. A cargo de la compañía Connecthings, se habló de NFC (Nier Field Communications) y de la versión que Apple ha presentado recientemente, iBeacons (con diferencias apreciables).

Louis-Alban Batard-Dupré presentó a los asistentes sus usos en información de servicio para el ciudadano, siendo un buen ejemplo su instalación en las paradas de transporte público: un pequeño tag permitiría acceder y ‘llevarse’ con el propio smartphone toda la información de horarios y lineas de ese punto.

Y para finalizar, destacar unas palabras que pronunció Donald De Witte y que comparto totalmente: “La alfabetización tecnológica es básica”. Y lo es tanto para el desarrollo y implementación de nuevas funcionalidades, pero sobre todo para que su uso acabe siendo un éxito entre el gran público.

Destinos Turísticos Inteligentes: aprovechar los recursos de la Smart City

14 Oct

Entender la ciudad como una Smart City significa concebir sus elementos como un todo que se encuentran interconectados, un ecosistema cuyas relaciones podemos descubrir mediante el análisis de los datos obtenidos.

La disponibilidad de dichos datos desde el sector turístico se ve como una forma para conocer mejor los visitantes y sus pautas de comportamiento, mejorando así el servicio ofrecido por las empresas implicadas y con ello sus beneficios.

Según han presentado, la Sociedad Estatal para la Gestión de la Innovación y las Tecnologías Turísticas (SEGITTUR) ha empezado a trabajar para crear un marco que defina los destinos inteligentes. Pretenden desarrollar dicho plan en destinos turísticos maduros, empezando por el Camino de Santiago. Según anuncian, realizarán en primer lugar un análisis y diagnóstico de la situación actual, seguido de potenciar el desarrollo de aplicaciones móviles y de contenidos para ofrecer a los peregrinos.

Realmente no se trata de grandes innovaciones, y más teniendo en cuenta que ya existen diversas apps que aúnan información sobre el Camino. Pero sí cabe reconocer que con esta apuesta SEGITTUR (dentro del marco del Plan de Turismo Nacional) está dando los primeros pasos para el aprovechamiento de los recursos que ofrece la Smart City.

La interacción entre turista y destino empieza antes de su viaje, y sigue durante y después de su experiencia.

Para que la ciudad en su totalidad se vea beneficiada por la visita de los turistas, la premisa máxima debe ser conectar los visitantes con los comercios locales. Que se tenga en cuenta desde la programación del viaje hasta su comportamiento una vez pasada la experiencia.

Los datos recolectados con la monitorización de los flujos de movimiento de los visitantes y el análisis de sus gustos y preferencias son la base para construir una plataforma de servicios eficiente.

Y no se trata sólo de analizar el comportamiento del turista, sino también de enriquecer su experiencia: sistemas de geolocalización, video-guías multilengua, video-mapping, uso de la realidad aumentada,… existen muchas opciones para dar un plus al viajero en su visita.

La Smart City, concebida como nueva red de comunicación, debería permitir de relacionar los servicios ofrecidos y sobre todo de fomentar la conectividad con otros destinos turísticos.  Y es que dotarlos con tecnología no debería realizarse de manera individualizada, sino fomentando la colaboración y la interactividad entre los diferentes territorios y, también, entre los diferentes sectores económicos y sociales.

Los sensores en manos de los ciudadanos: acceder a la información con Smart Citizen

2 Oct

smartcitizen

Los propios ciudadanos pueden ser de manera activa los generadores de información sobre la ciudad. Así lo plantea el Proyecto Smart Citizen, una plataforma que busca generar procesos de participación colectiva con el objetivo de construir indicadores sobre la calidad del medio ambiente en la urbe.

¿Cuáles son los niveles reales de contaminación del aire en el hoger o el negocio? ¿qué grado de contaminación acústica hay? ¿y de humedad e intensidad lumínica? Estas son algunas de las preguntas que busca responder Smart Citizen. Información abierta, accesible en tiempo real y con posibilidad de ser compartida a través de las redes sociales. Una manera de conectar las personas con los datos y de generar conocimiento.

Este proyecto se basa en la geolocalización, internet y el hardware y el software libre para la recolección de datos y el intercambio de información. La clave: el Kit Smart Citizen, un conjunto de sensores de bajo coste. Se trata de una placa base micro junto con varias placas secundarias con sensores. Analiza la composición del aire, la temperatura, la intensidad de luz, los niveles de ruido y la humedad.

smart citizen project

Al acceder a la plataforma es posible conocer la media de los datos recogidos por los sensores de todos aquellos usuarios registrados, de alrededor de todo el mundo. Todo ello con un formato muy visual, intuitivo y accesible.

Se trata de un proyecto del Fab Lab Barcelona, en el Institute for Advanced Architecture of Catalonia. El proyecto consiguió fondos a través de crowfunding en Kickstarter, donde encontrarás más información.

Gestionar los datos de las Smart Cities: una oportunidad y un reto para el sector público

27 Sep

Las Smart Cities requieren de la gestión eficiente de grandes volúmenes de datos, producidos por la ciudadanía y por los sensores y sistemas de medición instalados alrededor de la ciudad. Este conjunto de datos se denomina Big Data.

Aprovechar la creciente disponibilidad de datos es una oportunidad para los gestores públicos, quienes pueden (y deben) utilizarlos en todas las fases de la toma de decisiones: planteamiento, control, medición y posterior ajuste de las acciones según los datos obtenidos. Ello permitiría tomar decisiones más eficientes.

management tensions

Para poder trabajar con los datos obtenidos estos son recogidos en bases de análisis. ¿Cómo son gestionadas estas bases de datos? Hay opiniones divergentes respecto a su visibilidad, acceso, propiedad (público-privada) y organización.

Respecto a la accesibilidad de los datos, desde muchos sectores se espera que la información del sector público sea accesible y transparente, permitiendo análisis colaborativos e interdisciplinarios. Cabe reconocer que ello aportaría transparencia a las decisiones y acciones tomadas por los gobernantes.

Para sacar el máximo provecho del análisis de datos en el sector público este se debe convertir en un aspecto central. Pero, ¿qué datos son relevantes? ¿cuales no aportan un valor significativo? La relevancia de los análisis descansa en la tría de los valores analizados, en la comprensión y desarrollo del conjunto, y en el posterior análisis complejo.

La habilidad de elegir dónde y porqué se aplican los análisis es la clave para el éxito de la toma de decisiones.

Según datos de IBM, los profesionales del sector de análisis públicos gastan el 47% de su tiempo en la recolección y organización de datos, mientras que al análisis complejo de los datos le dedican menos de un tercio de su tiempo. Es por ello que los esfuerzos deben dirigirse en discernir entre qué información es relevante y cual no.

Puedes consultar aquí el estudio completo The power of analytics for public sectorrealizado por IBM Institute for Business Value, donde se plantean y analizan las cuestiones aquí señaladas junto a otros aspectos relevantes del tratamiento de los datos obtenidos en las ciudades inteligentes.

Santander recibe el premio “Gobierno Abierto” en Quito

25 Sep

La ciudad de Santander recibe el premio “Gobierno Abierto” en el XIV Encuentro Iberoamericano de Ciudades Digitales, organizado por AHCIET y el Municipio de Quito (Ecuador). Se trata de un reconocimiento a la trayectoria de este municipio en su desarrollo como Smart City.

Encuentro Iberoamericano Ciudades Inteligentes

Tres ejes temáticos son la base de este encuentro:

1. Las prácticas de los gobiernos locales, teniendo en cuenta que su resultado debe ser la mejora de la calidad de vida del conjunto de su comunidad a través del uso de las tecnologías de la información y comunicación.

2. La ciudadanía digital: los programas impulsados deben llevar al ciudadano a adoptar un rol activo en el desarrollo del proyecto de ciudad, utilizando la tecnología para fomentar el sentimiento de pertenencia y de identidad del ciudadano. El éxito de una Smart City también se mide por la conversación entre cuidad y ciudadano.

3. Desarrollo sostenible y servicios: cuando los servicios públicos y sus infraestructuras se soportan en sistemas de información y conocimiento se optimizan recursos, reduciendo el impacto ambiental con una mejor percepción y satisfacción del usuario en relación con el servicio prestado.

En Santander se han realizado diversos proyectos para aumentar la eficiencia en beneficio de los ciudadanos, a la vez que se ha favorecido la investigación tecnológica como oportunidad para la ciudad.

Este encuentro de ciudades digitales es uno de los más importantes en este ámbito en América del Sur, donde participan técnicos, investigadores y empresas iberoamericanas de telecomunicaciones.

Los retos tecnológicos y sociales de las Smart City

20 Sep

La apuesta por la transformación de nuestras ciudades en Smart Cities conlleva retos de dos tipos: tecnológicos y sociales.

Una ciudad inteligente se caracteriza por disponer de sensores de diversa índole que informan sobre la situación a tiempo real del estado de suministros y servicios: red eléctrica, gas, tráfico o eventos públicos, entre otras posibilidades. Toda esta información requiere de gran potencia de cálculo y de almacenamiento, por lo que podría no estar tan lejos el momento en que se superará el actual umbral en BigData.

¿Para quién estarán accesibles los datos generados? Administraciones, empresas y ciudadanos forman las tres patas de la cuestión. Para Norberto Patrignani (Computer Ethics-Politecnico en Torino) los datos generados tienen que ser utilizados, analizados y transmitidos en open data.

Para este especialista en ética toda la información pasaría a formar parte del bien común de la ciudad y sus habitantes. Y con ello Patrignani presenta una segunda cuestión: la participación de los usuarios reales de la Smart City, es decir, los ciudadanos. Para el italiano los ciudadanos deberían poder participar, como mínimo en las primeras etapas, del diseño de su Smart City.

Una SmartCity es una gran oportunidad para sentar las bases de una alianza entre el gobierno, los ciudadanos, las empresas y el medio ambiente.

Es también interesante el cambio de paradigma que describe Patrignani, para quién estamos viviendo un cambio de época en las ciudades: de la era de la ‘abundancia de los recursos’ a la nueva era de ‘la suficiencia’, regida por las limitaciones ambientales, sociales y económicas.

Si quieres puedes leer el artículo de Norberto Patrignani en Agendadigitale.

A %d blogueros les gusta esto: